29 de abril, 2021 Actualidad comentarios Bookmark and Share
< Volver

Se ralentiza la recuperación de la actividad iniciada en 2020, aunque se prevé una tendencia de mejora a corto plazo, según los datos presentados por FVEM.

Tamara Yagüe, presidenta de FVEM, ha presentado este miércoles el Informe de Coyuntura de la Industria del Metal de Vizcaya del primer trimestre de 2021, con motivo de la celebración de la Asamblea General anual de la Federación, un informe que se ha elaborado en base a las respuestas de 300 empresas del sector, que representan a cerca de 15.000 personas trabajadoras.

Según este informe, la actividad en el primer trimestre ha ido en linea con lo previsto para el 44% de las empresas, muy similar al último semestre de 2020. Sin embargo, una de cada tres empresas afirma estar en recesión o fuerte recesión, “dato preocupante para el desarrollo del sector a corto y medio plazo”. El plazo estimado para la recuperación de la actividad se ha visto afectado en esta encuesta, siendo de un año o superior para el 50% de las empresas.

Se refleja un frenazo en la tendencia de recuperación, siendo esta más lenta que en 2020. No obstante, las expectativas a corto plazo contemplan una vuelta al nivel de recuperación del pasado ejercicio, en palabras de Yagüe, “situación muy vinculada a los avances en la campaña de vacunación”.

La situación de la cartera de pedidos también indica un parón en la tendencia de mejora: más de la mitad de las empresas dice tener una cartera de pedidos débil y solo un 30% la considera normal. La ralentización de la recuperación se confirma también en las previsiones de actividad para el segundo trimestre de 2021: solo el 34% de las empresas prevé un volumen de actividad por encima del 75%.

Por tamaño de empresa “son las pequeñas, de menos de 10 personas, las que peor están pasando esta crisis”. Del informe se desprende una constante en la relación entre el tamaño de empresa y los indicadores resultantes, siendo estos parámetros más positivos a mayor tamaño de empresa.

En cuanto al empleo, es la primera vez desde el inicio de la pandemia que el número de empresas que piensan incrementar plantilla es superior al que piensa reducirla, un 16% frente a un 12,5% respectivamente. Esto indica una leve mejoría en términos de empleo, tomando como base la previsión inicial de principios de año, que contemplaba una pérdida de alrededor de 500 puestos de trabajo. Así, a fin de marzo, el metal de Bizkaia había incrementado en 206 personas las afiliaciones a la Seguridad Social.

La presidenta de FVEM ha manifestado que el sector debe incrementar los niveles de eficiencia, productividad y sostenibilidad, con el fin de aumentar en competitividad, todo ello impulsados por palancas clave como la transformación digital.

Yagüe también ha destacado la importancia de desarrollar procesos de internacionalización: es un aspecto fundamental para la viabilidad de las empresas, aunque hay que recordar que más de la mitad de las empresas asociadas ya están internacionalizadas.

Otro de los aspectos en los que ha incidido ha sido la innovación en las propuestas de valor de la industria al mercado, y la importancia de la atracción de talento, para lo que FVEM continuará trabajando en “acercar la realidad de la industria al conjunto de la sociedad, mostrar su atractivo a los jóvenes y de manera especial a las mujeres”.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus