9 de octubre, 2020 Actualidad comentarios Bookmark and Share
< Volver

La compañía estadounidense muestra su satisfacción por haber invertido en dos curvadoras de AMOB que realizan un trabajo eficaz y confiable para sus clientes.

Wisconsin Steel & Tube (WST) es un proveedor de productos de barras y tubos de acero desde 1952. Durante los últimos años, han hecho un gran esfuerzo para aumentar su capacidad de valor agregado para servir mejor a sus clientes y seguir creciendo el negocio.

Junto con la empresa hermana WST Fab, ha realizado una inversión significativa en equipos de fabricación, comenzando con la curvadora eléctrica de tubos AMOB eMOB150 (adquirida en 2018), y posteriormente han agregado mayor capacidad adicional de trabajo con la máquina AMOB eMOB80, ya que decidieron que necesitaban cubrir una gama más amplia de tamaños. WST sirve a clientes en una serie de industrias que incluyen agricultura, césped y jardín, construcción, generación de energía, deportes de potencia y, por supuesto, a clientes de talleres de distribución de acero.

"Después de subcontratar una pieza doblada durante casi 10 años, finalmente dimos el paso y compramos el eMOB150", asegura Charlie Lenn, gerente general de WST Fab y director de Ventas de Wisconsin Steel & Tube. La pieza que querían fabricar era muy desafiante y tuvieron varios proveedores a lo largo del tiempo, por lo que sabían que necesitaban un socio en el que pudieran confiar y una máquina que fuera capaz de producirla de manera confiable, ya que se trata de una pieza de gran volumen para uno de sus clientes clave y no podían permitirse el lujo de cometer un error en esta inversión.

"Conocía a Brian Julien, presidente de ITEC, empresa representante de AMOB, desde hace algunos años y siempre ha sido una valiosa caja de resonancia. Cuando decidimos hacer la inversión, AMOB fue mi primera llamada y se pusieron a trabajar de inmediato", confirma Lenn. "Observamos máquinas de otros fabricantes, pero ninguna nos proporcionó el mismo sentido de asociación, compromiso y transparencia que AMOB", asegura.

Con la incorporación del equipo eMOB150, no solo traían un componente clave a la empresa, sino que también pudieron hacer una pieza superior a la que habían estado recibiendo. "El equipo de ITEC estuvo con nosotros en cada paso del camino para asegurarse de que la instalación y ejecución fueran exitosas y el servicio después de la venta ha sido de primera categoría", se enorgullece el gerente general de WST Fab.

"Lo que más apreciamos es que obtenemos un producto reconocido internacionalmente con un servicio que se siente como parte de la familia", afirma. Por eso, cuando decidieron que necesitaban una segunda máquina complementaria, ITEC fue su primera llamada, y con su aporte, se decidieron por la curvadora eléctrica eMOB80 como la próxima máquina más lógica para satisfacer sus necesidades.

"AMOB e ITEC juntos han sido absolutamente increíbles. La relación ha sido de respeto y aprecio mutuos", conluye Lenn.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus