15 de marzo, 2021 Actualidad comentarios Bookmark and Share
< Volver

La start up ha llevado la gamificación y los videojuegos a entornos industriales.

El pasado 7 de marzo se cumplieron siete años de la fundación de Binary Soul por parte de siete socios que se conocieron el año anterior, gracias a Bilbao Ekintza, en el DigiPen Institute of Technology Europe, por aquel entonces en Zierbena. El centro, filial del reputado instituto estadounidense, sirvió de punto de encuentro para un grupo de emprendedores que supieron ver desde entonces el potencial de la programación de videojuegos, la animación y la simulación.

A finales de ese primer año, en noviembre, la empresa se proclama vencedora del concurso elevator pitch de la V Feria de Emprendimiento Prestik organizada por la Diputación Foral de Bizkaia en el Palacio Euskalduna. Se pone la primera piedra de un camino que les llevará a las prestigiosas IMTS (International Manufacturing Technology Show) de Chicago, a trabajar con AMADA en MetalMadrid y a poner en marcha los primeros proyectos de gamificación (Euskal Herriko Pilota Birtuala) e industriales (MotionBox, un sistema que permite digitalizar el muestrario de empresas de máquina-herramienta).

A pesar de que 2016 es el año en el que lanzan el primer videojuego (Sorginen Kondaira) y en el que MotionBox no acaba de despegar, su apuesta por la Industria 4.0 no decrece. La empresa está presente por primera vez en al Bienal de Máquina Herramienta y se prepara para viajar el año siguiente a la Hannover Messe de 2017 de la mano de la Agencia Vasca de Innovación-Innobasque.

Socios desde 2015, el rol de la Agencia ha sido crítico no solo para nuestro crecimiento y para consolidarnos sino para conseguir poner en marcha proyectos de carácter innovador como GTS -cuyo primer concepto nace en 2017- y marcar nuestro giro hacia una empresa centrada en la digitalización y la industria avanzada. En esas fechas, la empresa se queda con solo cuatro de los siete socios originales y este es uno de los puntos de inflexión de Binary Soul.

Un año más tarde, en 2018, la compañía vuelve a la BIEMH para estudiar el mercado y la viabilidad de GTS, un software pionero en la capacitación para procesos industriales. Además, empleamos toda nuestra experiencia en entornos digitales adquirida en el desarrollo de videojuegos para lanzar nuestro primer configurador a medida para IPF.

En pocos meses se ponen en marcha los primeros pilotos de GTS en las fábricas de Fagor Ederlan en Bergara, CIE Norma y Maier en Gernika. Además de la buena acogida para nuestro configurador surge el concepto de la servitización. Ha nacido Configur3D. La guinda para 2019 es el premio en el reto Tecuni lanzado desde Bizkaia Open Future, una iniciativa de la Diputación Foral de Bizkaia y Telefónica. Ese mismo año Alfonso Ausín, profesional con una contrastada experiencia en gestión de empresas, se incorpora a nuestro equipo.

2020, el año que todos recordaremos por la emergencia sanitaria, es también el año más importante en la historia de la sociedad. El del BIND4.0, el de la consolidación de GTS -que redunda en nuevos proyectos con CIE Automotive, Siemens Gamesa y Tubacex- y de Configur3D -se desarrollan versiones para GH Cranes&Components e IDOM-, el del cambio de sede y el de la nueva forma jurídica de Binary Soul, pasando de Sociedad Cooperativa Pequeña a Sociedad Limitada debido a nuestras necesidades de crecimiento. No podemos olvidar tampoco la alianza comercial y tecnológica con Sisteplant, así como el comienzo de la relación con Accenture de la mano del área de Industria X, ambas nacidas en el BIND4.0.

El nuevo año comienza con la nominación a startup del año en el roadshow Venture on the Road, el desarrollo de los primeros rolls out de GTS para Tubacex, CIE Automotive y la filial de energías renovables de Siemens Gamesa. Además, este ejercicio su plantilla crecerá hasta los quince empleados.

"Un camino en el que, a pesar de los duros momentos, hemos aprendido de todos y cada uno de nuestros socios y clientes. De todas las instituciones y agencias que nos han acompañado, asesorado y ayudado. De todos los profesionales y expertos que nos han brindado su experiencia, sus conocimientos y su valioso tiempo de forma desinteresada. En el que hemos madurado para ofrecer a nuestros clientes soluciones digitales más eficientes y eficaces, sin olvidar nuestros orígenes en los videojuegos y la gamificación y, por su puesto, sin dejar de lado nunca nuestro espíritu innovador", afirman desde Binary Soul.

"Desde el principio nos hemos decantado por un modelo de crecimiento orgánico en el que gracias al esfuerzo de todos los miembros de nuestro equipo y al trabajo cercano con empresas de referencia hemos conseguido crear una identidad y un proyecto reconocibles sin necesidad de dejarnos llevar por tecnologías hype, sino innovando como resultado directo del contacto con los clientes y sus necesidades", continúan.

"Un modelo en el que nos han dado vida lo que denominamos “binarys”, soluciones y aplicaciones a medida para todos los sectores, desde la hostelería (Etxanobe del galardonado Fernando Canales) hasta el turismo (proyectos para Arkikus) o la industria auxiliar (Iraupen)", afirman.

"Una apuesta en la que han tenido cabida todo tipo de clientes, proyectos e ilusiones en los que la excelencia, la seriedad y la innovación han sido nuestra la rúbrica", finalizan.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus